El botón SOS para empleados públicos: Reuyendo las causas del malestar

La Dirección General del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) comienza a implantar este mes de mayo, como proyecto piloto, un botón “SOS” antipánico en los ordenadores de las oficinas de empleo, para proteger a los empleados públicos de las agresiones físicas, que se han duplicado en el último año según denuncia el CSIF.Lo cierto es que según datos de este Sindicato en el año 2015 se registraron 78 agresiones a trabajadores públicos, frente a las 39 del año anterior y entre 2014 y 2015 se contabilizaron 895 situaciones violentas. Unas cifras verdaderamente alarmantes en las que la Administración debía profundizar.

sepe

El sistema consiste en protocolo de actuación a través del cual si el empleado público se siente amenazado puede pulsar la combinación de teclas Crtl+F9, que generará un aviso hacia la seguridad de las instalaciones, así como una serie de consejos a seguir para calmar determinadas situaciones violentas verbalmente. Una buena medida, que sin embargo en mi opinión queda ensombrecida por la elusión en profundizar sobre las causas que llevan a las personas usuarias de los servicios públicos en general, y de empleo en particular, a provocar agresiones físicas u orales ante quienes les atienden.

La situación de crisis económica en nuestro país, que ya hace tiempo cumplió un lustro y que se ha cebado con las capas que durante la época de bonanza económica ocupaban los escalones más bajos de la escala laboral, está perjudicando gravemente la estabilidad de las familias: Personas que deben acudir semanalmente a bancos de alimentos, prestaciones económicas que debido a la burocracia y la tramitación por parte de los organismos correspondientes, se eternizan en su cobro, los años en desempleo que calan sobre la salud física y psicológica de muchos ciudadanos. Una frustración que acaban pagando con el eslabón débil, el empleado que ocupa un puesto de cara al público en los servicios públicos pero, que al fin y al cabo, para el usuario supone la cara de la Adminsitración. Un representante ante quien quejarse amargamente de lo que está ocurriendo.

Sin embargo, para los poderes públicos parece mucho más sencillo promover actuaciones de cara a mejorar la seguridad de los espacios de la Administración, en vez de agilizar procesos y e implementar políticas que atajen la situación de desamparo en la que se encuentra gran parte de la ciudadanía.

Datos extraídos de: http://www.20minutos.es/noticia/2740966/0/boton-sos-oficinas-empleo-funcionarios-agresiones/#xtor=AD-15&xts=467263

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s